HK es un poco diferente: la limpieza

Una de las imágenes que tenía yo de la China era esa de las calles viejas, sucias y estrechas, llenas de cajas y deshechos. Es lo que se ve en las películas estas de mala calidad en la que salen un montón de chinos pegando patadas sin ton ni son. Pero como Hong Kong es una ciudad a parte, con eso de que fue colonia y blablablá, los rascacielos y las zonas urbanitas dan la imagen opuesta de limpieza y modernidad. En gran parte es cierto.

Me gusta y me quedo asombrada de que las zonas públicas están limpias. Se ve a trabajadores con sus uniformes limpiando los pasajes peatonales, vaciando las papeleras, arreglando los jardines, o quitando las telarañas de las paredes de las estaciones del metro (los he visto, lo prometo). Está prohibido fumar en gran parte de los lúgares públicos, incluso los abiertos al aire libre (aunque el otro día en el hipódromo la gente fumaba en los palcos cubiertos… hay algunas incongruencias). Por lo general, la ciudad da una imagen limpia.

Pero, por otra parte, la veo sucia. Es sucia. Hay montones y montones de edificios viejos-viejísimos con fachadas destartaladas que necesitan más que una capita de pintura. Este tipo de edificios dan muy mala impresión por fuera. Y lo que es peor, es que por dentro están mucho peor. He oído a compañeros hablar de cucarachas, cañerías en tan mal estado que no es sano beber (aunque no es muy recomendable por lo general en toda la ciudad), escaleras y descansillos que han perdido su color original… y un puñado de historias para no dormir.

Aquí en la residencia no me puedo quejar, porque está todo más o menos recogido y limpio. Vienen dos veces en semana a vaciar las papeleras del cuarto y a “limpiar” el baño (lo que yo llamo un “repasito”, vamos, un lavado de cara ligero). Pero al compartir el baño con dos chicas chinas nos hemos dado cuenta de que el concepto de limpieza no es el mismo que en nuestro país… y no os cuento más porque me da asquito. Somos nosotras las que mantemos el baño en un estado decente.

Tengo la impresión de que aquí lo que cuenta es la imagen que se da al exterior (porque ducharse sí que se duchan, y salen muy bien vestidos), pero que lo de limpiar la casa no lo llevan muy bien. También imagino que depende del nivel socioeconómico y que los menos afortunados viven en zonas más sucias y en edificios cochambrosos porque no se pueden permitir los altos precios de esta jungla de cemento. Aun así, sigo teniendo la impresión de que las costumbres de higiene no son iguales… porque eso de ponerse la mano delante al estornudar no lo he visto mucho (y hay carteles en todas partes dando consejos para evitar contagio, y dispensadores de gel antibacteriano), y escupen cada dos por tres al suelo, y se meten los dedos en la nariz descaradamente… y luego en el metro te dicen que te agarres al pasamanos de la escalera. Venga hombre.

foto que he pillado por ahí con uno de los carteles en cuestión y el famoso consejo de agarrarse al pasamanos.

One thought on “HK es un poco diferente: la limpieza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s