HK es un poco diferente: en la universidad

Es evidente que este país y esta cultura tiene un montón de diferencias con respecto a la mía o a la llamada occidental compartidas por tantas naciones. Cada día, sobre todo más al principio, hay cosas que me dejan con la boca abierta, con los ojos fuera de órbita o con un regusto amargo en el estómago. Hay de todo, pero voy a comentar algunas cosas que he visto hasta ahora en la universidad.

Para empezar la uni a la que voy tiene un campus gigante que se organiza por cores o torres principales, cada una denominada por una letra del abecedario. Entre estas torres hay edificios que se conectan y que contienen despachos, clases y salas de todo tipo. Por lo tanto, el aula BC402 se encuentra en la extensión entre las torres B y C, en la cuarta planta. Ahora, la cuarta planta no es realmente la cuarta si llegas desde lo que tú te crees que es la planta baja. Nanai. El campus se apoya (?) en el llamado Podium (planta P), que es realmente la segunda planta. ¿En serio? Debajo está la primera planta y, después, el Ground Floor (la baja). Esto se debe a que está contruido como a varios niveles, y no todos los edificios tienen las plantas inferiores con salida al exterior. Esto es tela de raro y no quiero volver a empezar en el tema de los ascensores.

Cuando las clases duran más de una hora, que parece ser lo más normal, los profesores suelen hacer una pausa de entre 5 o 10 minutos. Pero NADIE se levanta, a no ser que vaya al baño discretamente. La gente se queda sentada y se pone a charlar en bajito. ¡EN BAJITO!

Durante la clase parece también normal eso de beber. No beber agua de tu botellita Fontvella marca local… aquí la gente bebe té. Tienen sus cantimploritas monísimas con dibujitos y/o colores monísimos donde meten su té hecho en casita, a veces con sus rodajitas de limón y todo. Otros lo compran en las máquinas expendedoras del campus, en unos mini tetrabricks de lo más gracioso. Y durante la clase van bebiendo, incluso haciendo ruido con su cañita cuando se está acabando.

Otra cosa que me fascina es la cada vez mayor presencia del móvil o dispositivos electrónicos en el aula (desgraciadamente también en otros países, no solo aquí). Usan el móvil en clase para chatear, incluso el iPad o tabletas similares. Lo mejor: para no copiar lo que escribe el profesor en la pizarra, sacan el móvil de última generación y le piden que se aparte para poder hacer una foto. Yo lo flipo. (Por lo visto está también de moda llevar unas fundas ENORMES en forma de muñequitos tipo Hello Kitty o parecido de protección del móvil, pero que es como tres veces más grande).

Lo último es que creo que es normal eso de dormirse en clase, los profesores no llaman la atención ni nada. Supongo que será porque estamos en la universidad (y porque los programas de máster no están financiados por el gobierno sino que los pagan completamente los alumnos).

(Todo esto lo he vivido en primera persona, pero no significa que se haga en todas las clases, o todas las universidades, o toda China.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s